¿Qué series ver en inglés?

Uff, no me entero

¿Te ha pasado alguna vez? Domingo por la tarde. No tienes planes y piensas que puede ser un buen momento para mejorar tu inglés en casa. Tu nivel es intermedio o inferior (digamos A2-B1), pero tienes mucha motivación por aprender. Hoy en día, tienes todos los recursos del mundo a mouse click away (“a un click del ratón”) gracias a internet. ¿Qué es lo primero que se te ocurre? Decides ver las noticias en la CNN o en la BBC, una actividad que podrías hacer en español.

Al rato decides que te cuesta bastante seguir al presentador de turno y piensas que mejor te pasas a una película en versión original. Llevas 10 minutos y aunque la has visto antes y conoces la trama, no coges la mitad de lo que dicen. Entonces piensas – “voy a poner subtítulos en español”. Tu cerebro está realizando un esfuerzo mayúsculo trabajando con dos idiomas a la vez y la atención se está centrando en leer en castellano. Es posible que en poco tiempo te frustres, desistas y pienses en lo difícil y que se hace practicar inglés desde casa…

Por dónde empezar

En Delaware, tu academia de inglés en Alcorcón, queremos proponerte una idea alternativa especialmente útil para quienes no habéis logrado un nivel alto: dibujos animados.

Pero ojo, no cualquier serie de dibujos animados. Algunas como “Los Simpson” o “Padre de Familia”, si bien pueden aparecer en canales infantiles, están realmente dirigidas a una audiencia adulta. Si lo que nos interesa es trabajar el lenguaje, no son la mejor alternativa por el mismo motivo que los ejemplos que dábamos arriba de la tele o una película: no están pensadas para estudiantes de inglés, sino para adultos nativos con un dominio perfecto del idioma.

Stephen Krashen explicó que a la hora de aprender un idioma, si tu nivel es X, lo ideal es que trabajes con textos escritos u orales de nivel X+1. En otras palabras: don’t bite off more than you can chew (“quien mucho abarca, poco aprieta”).

Aprender como un niño

¿Qué te proponemos entonces? Si tu nivel es bajo, te sugerimos series de dibujos animados para niños de educación infantil. “Peppa Pig” o “Little Princess” son ejemplos perfectos. ¿Por qué? Porque las tramas son perfectamente fáciles de seguir. Además, la dicción de los personajes es extremadamente clara y la velocidad está ralentizada para que un niño de 4-5 años pueda entenderlos sin problema.

So don’t feel embarrassed, que no te dé corte: ganarás en motivación al notar que entiendes lo que estás viendo. Recuerda: a la hora de aprender, y un idioma no es ninguna excepción, hay que ir one step at a time (“paso a paso”).

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.